Edicion: 9 de Agosto de 2015
Hoy en Tapa de Papel | Ediciones Anteriores
NOTICIAS SUPLEMENTOS SERVICIOS CONTACTO QUIENES SOMOS
Portada  »  Deportes  »  Una pasión sin obstáculos
24 de Julio de 2015
BELGRANO Y BOCA - La previa
Una pasión sin obstáculos
En la previa del partido de Belgrano-Boca, la venta de entradas tuvo todos los condimentos para saber que este cruce entre los clubes no será uno más
Compartir Compartir Imprimir

La venta de plateas que se iba a llevar a cabo hoy, se adelantó un día por decisión de Belgrano, por la posibilidad de que se habilitara la popular Willington del Estadio Mario Kemes, pero además por la expectativa que se fue generando toda la semana. Tanto que hasta hubo personas que esperaron en la fila desde las 18 del miércoles. Sí, como leen. 

 -¡A la banderaaaaaaaaaa de Belgrano! Señor, ¿quiere una? Cincuenta pesitos nomás. 
-No gracias, el único de Belgrano es mi hijo que viene atrás. 
Este diálogo es poco creíble en tierras “belgranianas”, pero se dio y en gran medida en la mañana de ayer. Inentendible en Arturo Orgaz al 550, allí donde el estadio “pirata” se erige y todo se baña del color celeste. Pero si hubo gente que aguantó las bajas temperaturas y estar despierta más de 12 horas, es que en realidad nada se puede entender, como el obstáculo de no poder ver a un equipo jugando de visitante o que miles hinchas de Boca se metan entre los rivales del domingo para poder verlo. Tanto era el entusiasmo que la venta iba a comenzar a las 10, pero se adelantó casi dos horas.
Se podían diferenciar muy bien, si alguien afinaba la vista. Sin nada celeste entre sus ropas y callados, para no levantar ningún tipo de sospecha. Por más que ahí eran todos hinchas y si alguno de Belgrano se daba cuenta, no decía nada por ponerse en el lugar de los “xeneizes”. Estaban los que pedían a los medios que no los entrevistaran por haberse escapado de sus casas o trabajos y los que no querían hablar por tener una camiseta diferente del equipo cordobes.
 
En primera persona
Unas 17 mil plateas a la venta, y la misma cantidad o más que se va a acercar al barrio de Alberdi antes del sábado por las dudas de que quede alguna entrada. No importa que cueste $250 la platea Gasparini y $300 la platea Ardiles. El movimiento no parará y las ganas de ver a sus equipos menos. Y hablamos de dos equipos porque hasta la duda se daba si no habría más hinchas de Boca en esas horas, que de Belgrano (incluso llegó gente desde Formosa para ver al Club de la Ribera). Pero muchos de la capital cordobesa. Por ejemplo, Aarón, que posó ante la cámara de El Diario por haber salido con una sonrisa muy grande. “Con Boca a todas partes. Sacame la foto con el escudo de Belgrano, pero con Boca a todas partes”, comenta por lo bajo. Y nadie sospecha, menos cuando se para debajo de las iniciales del club.
Mientras algunos cantan otros gritan ante las cámaras de televisión la confianza que les genera el presente del equipo de Ricardo Zielinski, que está a sólo cuatro puntos del líder que enfrentará el domingo en el Estadio Mario Alberto Kempes, a las 21.30, por la 18va. fecha del Torneo de Primera división. 
Entonces en la fila se mezclan la adoración por Lucas el “Chino” Zelarayán, a los gritos, y por Carlos Tévez en alguna que otra mirada cómplice y las risas por tenerlo cerca. Gritan que Mauro Obolo meterá un gol y los otros que no dicen nada -por dentro- ruegan que Tévez sea el protagonista o Jonathan Calleri. 
A las 15.30 la fila llegaba hasta la costanera cordobesa y continuaba por la calle La Tablada, casi toda la manzana del El Gigante de Alberdi. Cuando parecía que se podía cortar, se alargaba más. Ritmo incesante, incansable. Como el sentimiento de los hinchas de Belgrano que pueden contra el frío, y los de Boca que pueden contra el riesgo de ser descubiertos. Por ejemplo, Federico, que hablando dice: “No sé por qué, pero me puse la de Boca abajo. Tengo dos camperas y una bufanda. Siento mucho calor, pero ni borracho me saco nada, no vaya a ser cosa que me vean. No siempre puedo ir a Buenos Aires, por eso estoy acá, después de cuatro horas y media. Podría ir solamente al banderazo que organizan “Los Bosteros de la Docta”, para recibir al equipo, pero quiero estar ahí en la cancha”. 
O Franco, que hace tres años que se “infiltra” por una “necesidad de estar”. Al final comenta: “Me llamó mi vieja preocupada por estar acá, pero bueno, es llenarse el alma poder ver a Boca. Sé que fue riesgoso haber ido a los otros partidos, pero siempre primero está Boca”, lo dice casi susurrando, mirando de reojo para que no lo descubra nadie. Nadie que como él, y con sus colores, no entiende de obstáculos. 
 
Juan José Coronell

Otras notas de la seccion Deportes
  • El peor Agosto de su vida
  • Argentino, campeón
  • Jockey no pudo con Athletic
  • Otra victoria del "Sanmar"
  • Villa María, subcampeón


  • Humor
    Noticias » Locales » Regionales » Policiales y Judiciales » Deportes » Culturales » Especiales » Opiniones
    Suplementos » Tiempo de Salud » Arquitectura » Horas Libres » Rural » Cultura » Viajes »
    Archivo formato anterior » 2001 » 2002 » 2003 » 2004 » 2005 » 2006 » 2007 » 2008
    Servicios » Fúnebres » Clima »
    REPORTÁ UNA NOTICIA

    Si tenés una noticia comunicate
    E-mail: lector.escribe@eldiariocba.com.ar
    Teléfono: 0353-4523976 (Redacción)
    PUBLICIDAD

    E-mail: publicidad@eldiariocba.com.ar
    Teléfono: 0353-4523976 (Publicidad)
    Celular: 0353-154199702
    NUESTROS DATOS

    El Diario del Centro del País es editado por la Cooperativa Comunicar en Periodistas Argentinos 466/474, ciudad de Villa María, República Argentina
    Teléfonos: 0353-4523976 y 0353-4613126
    E-mail: eldiario@eldiariocba.com.ar

    Copyright 2008-2022 Cooperativa Comunicar.   WfxGroup - Administracion de publicidad para sitios de alto trafico - Villa Maria - Cordoba WfxGroup - Diseño y programacion Web - Villa Maria - Cordoba